RECORDLogoRECORD

JOSHÚA MAYA
Jugadas de la semana
JOSHÚA MAYA
Uno de los fichajes más recientes de RÉCORD pondrá a prueba su conocimiento para ayudarte a ser un maestro de las apuestas.
Joshúa Maya Sáb, 01/20/2018 - 09:53
Jugadas de la semana

Todos contra los Patriotas de Nueva Inglaterra, la experiencia contra la inexperiencia. Brady y compañía saldrán el domingo -jugará Brady, no tengan la menor duda- por su séptimo partido de campeonato consecutivo, es muy fácil decirlo, pero muy difícil de creerlo.

Brady tiene 35 partidos de Playoffs en su haber, los otros tres quarterbacks que jugarán el domingo tienen cinco combinados.

Sí, al parecer, esto ya se volvió una ‘guerra’, los Patriotas contra el resto de la NFL: Jaguares, Vikingos y/o Águilas intentarán privar a Tom de lograr su sexto anillo de Super Bowl; hay que reconocerlo, el éxito prolongado provoca odio, envidia, recelo. Fuera de todos los aficionados de los ‘Pats’, nadie quiere volver a verlos alzar el trofeo Vince Lombardi el próximo 4 de febrero en Minnesota. Vamos con el análisis de los partidos de conferencia.

La mejor ofensiva de la NFL en contra de la defensa #1 por la vía aérea, vaya platillo. La defensa de los Jaguares es totalmente legítima, comparable en varios aspectos a las mejores en la historia de la NFL, los Broncos de 2015, los Seahawks del 2013, los Ravens del 2000, los Bears de 1985. Sí, no estoy exagerando.

Los Jaguars permitieron apenas 169 yardas aéreas por partido, 100 yardas menos de lo que los Patriotas promedian por esa misma vía.

Jacksonville le dio vuelta a una temporada de 3-13 para meterse a la Final de Conferencia, era realmente impensable al inicio de temporada, creer que veríamos a los Jaguars en estas instancias, de hecho, pagaban 100 a 1 en caso de que puedan ganar el Super Bowl.

¿Qué fue lo que cambió? Las piezas finalmente se acomodaron en su lugar, Jacksonville llevaba cinco temporadas seleccionando en las primeras cinco posiciones del Draft, tuvieron muy buen trabajo en la agencia libre en los dos años anteriores, una dupla de esquineros como AJ Bouye y Jalen Ramsey, los mejores de la Liga, unos frontales que se volvieron una máquina de capturas terminando la temporada con 55.

Todos esos elementos son criptonita para Tom, además de que arriba en el palco de los Jaguares hay un viejo conocido de los Patriotas, Tom Coughlin, el único que le ha podido ganar un Super Bowl a Belichick y Brady, y no fue uno, fueron dos.

De los Patriotas hay poco que podemos decir que no todos lo sepan ya. Año con año, tras lesiones, selecciones de Draft que no cuajan, salidas de jugadores clave, siguen ahí, en lo más alto, siendo el equipo a vencer y así será mientras Belichick y Brady se mantengan juntos.

Me queda claro que cada vez les cuesta más trabajo ganarlo todo, hace tres años necesitaron de un milagro de Malcolm Butler para ganarle a los Seahawks, hace dos, la defensa de los Broncos los dejó fuera del partido grande, el Super Bowl pasado, necesitaron de un regreso épico para ganar su quinto anillo, el camino al SB LII no será nada fácil. Si no fuera porque sigo sin confiar en Blake Bortles, iría con los Jaguares con los ojos cerrados.

Ya pasó una semana y sigo sin creer lo que vi el pasado domingo en Minnesota, una de esas jugadas que suceden una sola vez en la vida, se tienen que conjuntar varios factores para que algo así suceda, entre ellos, un lapsus mental como el de Marcus Williams, que se congeló en el momento y no supo que hacer con Stefon Diggs.

Reconozco que nunca en mi vida imaginé ver una Case Keenum contra Nick Foles en una Final de Conferencia, de esas historias bellas que nos regala la NFL, dos equipos que el año pasado no llegaron a Playoffs, pero que este año ha sido espectacular para ambos, y eso que su pasador titular, Carson Wentz, se lesionó, de lo contrario, los Eagles habrían firmado una de las mejores temporadas de la historia. 

La defensa de Minnesota es realmente una fortaleza en todas sus filas, no por nada fueron la #1 de toda la NFL, unos frontales poderosos, un cuerpo de apoyadores físicos y rápidos, una de las mejores secundarias, al menos la mejor de la NFC. 

Los Eagles dieron cátedra la semana pasada en contra de los Halcones, ganaron el duelo en las trincheras, en ofensiva y en defensa, corrieron bien el balón y Foles evitó cualquier error, soltando el balón rápido y en corto, tendrán que hacer exactamente lo mismo que la semana pasada para tener oportunidad de ganarle el partido a los Vikings. El Super Bowl pasado fue el primero de la historia en irse a tiempo extra, éste será el primer Super Bowl en la historia que veremos a un equipo jugarlo en su propio estadio.