opinion.joshua-maya.los-dioses-del-futbol-americano-me-escucharon
Opinión

Joshúa Maya

Uno de los fichajes más recientes de RÉCORD pondrá a prueba su conocimiento para ayudarte a ser un maestro de las apuestas.

Los dioses del futbol americano me escucharon

2022-01-24 | Joshua Maya
Comparte en:

El sábado, en mi columna previa a la Ronda Divisional, imploré por un fin de semana con partidos atractivos luego de que en Comodines cuatro juegos se definieron en la primera mitad. Rogué a los dioses del futbol americano por emociones, sorpresas, duelos difíciles de describir y vaya que me escucharon. De haber sabido que las puertas del cielo estaban abiertas, quizá hubiera pedido algo más importante.

No sé por dónde empezar, si por los Bengals que están a un paso del Super Bowl después de que hace 20 meses tenían la Selección #1 del Draft tras haber sido el peor equipo de la Liga.

O si por el nuevo fracaso de Aaron Rodgers y los Packers cayendo de nuevo en casa contra su coco.

Tal vez por la muerte del 'Rey', el Campeón, quizá el último partido de Tom Brady en la NFL, por todo lo que hicieron los Rams para abrir la puerta de la peor debacle en la historia.

Si por la nueva versión de Manning-Brady que nos entretuvo por casi dos décadas, pero ahora los nombres son Josh Allen y Patrick Mahomes.

Vamos cronológicamente, porque creo que todas las historias merecen ser las primeras en estas líneas.

Los Bengals son el ejemplo perfecto de lo que es la NFL, de cómo está diseñado todo para poder darle vuelta a una franquicia de un año a otro, por eso no hay Liga que se le asemeje. En todos o casi todos los deportes profesionales reinará el equipo con más poder, con más dinero, con más prestigio, con la posibilidad de hacerse de grandes estrellas, la NFL te da la paridad y oportunidad de asemejarte a cualquier franquicia haciendo las cosas bien en un par de años.

Claro, esto depende de muchos factores, incluyendo la suerte. Se parte de tener una buena gerencia, que maneje bien el tope salarial y los contratos, que se complemente con un buen staff de coacheo y sus decisiones en el Draft sean acertadas, de contar con un buen vestidor, buenos coordinadores alrededor, de ingeniárselas para mantener a sus estrellas, pero siempre nivelando la nómina y que no se cargue con cuatro o cinco jugadores hacia uno u otro lado.

Hace dos años los Bengals estaban desahuciados, era una franquicia a la que nadie quería ir, sin estrellas, la afición los había abandonado, su localía no pesaba, el sótano de la división estaba reservado para ellos, tenían 31 años sin ganar un juego de Playoffs, entonces llegó Joe Burrow después de una de las mejores temporadas en la historia del futbol americano colegial haciendo campeón a LSU.

Es un chico de Ohio, que tuvo que sobreponerse a ser delegado a la suplencia por Urban Meyer en Ohio State, que se fue a LSU para revivir su carrera, fue seleccionado #1 en el Draft 2020 por los Bengals y el sábado ganaron su primer partido de Playoffs como visitante por primera vez en la historia de la franquicia. Burrow tiene a su equipo a una victoria del Super Bowl, difícil de creer y asimilar, pero es toda una realidad. Cómo no enamorarse de una historia así.

Meses antes del Draft 2005 en la NFL todo apuntaba a que Aaron Rodgers sería el primer jugador seleccionado, el primer quarterback; los 49ers tenían la primera selección, urgidos por un pasador, A-Rod nació en Chico, California, y era aficionado desde su niñez a los 49ers. En cuestión de cualidades, las tenía de sobra.

Hay muchos mitos sobre lo que sucedió previo al Draft; 10 días antes estaba cantado que Rodgers iría a San Francisco, pero de repente todo cambió. Este no es momento de alargar sobre el tema, aunque todos recordamos la primera entrevista que Aaron dio tras haber caído hasta la posición 24 con los Packers: "¿qué tan decepcionado estás de no haber sido seleccionado por los 49ers?". Su respuesta fue clara, "no tan decepcionado como ellos lo estarán de no haberme seleccionado".

Si lo vemos en números secos, quizá Rodgers tuvo razón, él hasta el momento ha ganado un Super Bowl y los 49ers no son monarcas desde 1995; sin embargo, me queda claro que no hizo lo que sus palabras mencionaron, perdió cuatro veces contra los Niners en Playoffs, incluyendo dos Juegos de Campeonato. No se las cobró como hubiese querido.

Es increíble asimilar que con tan poco los 49ers salieran victoriosos de Lambeau, las jugadas clave fueron un bloqueo de gol de campo y otro de patada de despeje. Apenas la tercera vez en la historia que un equipo logra eso en Playoffs.

Garoppolo sólo completó 11 pases para 131 yardas y eso fue suficiente para vencer a Rodgers, que una vez más, desapareció en el momento en el que todos esperábamos ver al MVP y nos sentamos cansados de esperarlo.

Al final del partido, A-Rod habló de su futuro con los Packers en la NFL y no me crean a mí, vean las declaraciones e intenten poner en duda que el sábado fue la última vez que lo vimos vestido de verde y amarillo.

Confesión: el partido en Tampa Bay del día de ayer me dejó atónito, sigo sin poder creerlo. Era un juego para que los Rams lo dominaran de principio a fin sin despeinarse. Y se dieron todas las condiciones, Tristan Wirfs no pudo recuperarse de la lesión, un jugador que ha sido garantía en la línea ofensiva de los Bucs en sus dos años que lleva en la Liga, pieza clave del Campeonato la temporada pasada.

El pareo sin Wirfs contra la línea defensiva de los Rams era mortal, a Brady, a esta edad, lo presionas y lo vas a lastimar. Con el juego 20-3 a favor de los angelinos, Tom lanzó una intercepción antes de el medio tiempo, si los Carneros ponían puntos, el partido se salía del alcance, pero Cam Akers soltó el balón en la yarda uno y los de Tampa tenían esperanza.

Después de ese error de Akers, Cooper Kupp soltó un balón que se tradujo en puntos para los Bucs. Y tras un mal centro y un Stafford dormido, volvían a avivar la llama, Matt Gay se quedó corto en un gol de campo de 47 yardas. La locura.

Los de Arians abajo por 14, un pase de 55 yardas a Mike Evans ponían ya las cosas color de hormiga, sin embargo, los Rams necesitaban un primero y 10 para matar el partido y Akers volvió a soltar el balón, cuatro jugadas después, Leonard Fournette empataba el partido. Irreal.

Stafford se vistió de héroe con un par de pases a Kupp, la defensa falló a la hora buena, Gay consiguió el field goal con cero segundos en el reloj y por tercer partido consecutivo el equipo visitante dejaba tendido en el terreno a los locales en la última jugada.

Por la noche, en la nueva versión Manning vs Brady, Allen y Mahomes nos dieron un partido memorable, de los mejores en la historia. Son dos jóvenes que estarán en estas instancias al menos los próximos diez años; 25 puntos en los últimos dos minutos, una poesía, un recital, una emoción indescriptible, Gabriel Davis, Tyreek Hill, Travis Kelce, Josh Allen, Patrick Mahomes, siendo vistos por cientos de millones de televidentes alrededor del planeta.

No tengo palabras, ¡qué fin de semana! Todos los partidos se definieron en la última jugada.

Será difícil que los encuentros por el Campeonato e incluso el Super Bowl, superen lo que vivimos esta semana, la mejor ronda de Postemporada en la historia de la NFL.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: NFL: RAMS LE VENDERÁ LA MENOR CANTIDAD DE BOLETOS POSIBLES A FANS DE 49ERS