opinion.ignacio-suarez.agentes-ambicion-desmedida-el-gran-negocio-2da-entrega
Opinión

Ignacio Suárez

El Fantasma ha recorrido el mundo del deporte a través de 6 Mundiales, 10 Copas América y 5 JO. Aportará a RÉCORD su conocimiento y exclusivas.

Agentes, ambición desmedida: el gran negocio (2da. entrega)

2022-01-12 | IGNACIO SUÁREZ
Comparte en:

Comenzaremos esta segunda entrega exponiendo nuestros argumentos por los cuales consideramos que en esta nueva etapa para renovar a los jugadores el agente y el jugador tienen mucha ventaja sobre los dueños de los equipos para el que juegan.  

Los agentes tienen varias circunstancias que obran en su favor, en primera instancia el tiempo, cada día que pase es un día para que el club pueda convencerlo y un día más cercano a que obtenga la libertad laboral.

Hoy los agentes juegan y negocian con las cartas marcadas. Ellos se están acercando a otros clubes, un año e incluso un año y medio antes para ofrecer al jugador que quedará 'libre'.   

Ellos saben exactamente lo que el jugador gana y lo que podría ganar en el club interesado, pues generalmente existen pre-ofertas que se negocian por debajo de la mesa y mucho antes de que legalmente puedan hacerse (seis meses exige FIFA). Probar la existencia de estas ofertas clandestinas es sumamente complicado, por eso la mayoría de estos reclamos resultan improcedentes.  

CARTAS MARCADAS 

El club para el que juega desconoce a ciencia cierta si es real el monto de lo que le ofrece el equipo interesado y que les ha dicho el agente del jugador, o si solo está alardeando, eso los limita mucho.

Por lo tanto, solo pueden contraofertar un monto de renovación a ciegas, solo especulando con los dichos o aseveraciones de los agentes.  

Obviamente NO podemos poner a TODOS los agentes en el mismo costal en cuanto a ética y proceder, como en todo en la vida hay representantes 100 por ciento profesionales y éticos, pero lamentablemente NO son mayoría.   

Para que a usted apreciable lector le quede más claro este 'modus operandi', párrafos más adelante reconstruiremos los argumentos recurrentes que utilizan los agentes para negociar, según los testimonios de varios dueños y presidentes de equipos con quienes hablamos al respecto.  

Palabras más, palabras menos, se repite este mismo argumento: “Tengo una oferta por Pedro Pérez y le ofrecen un millón de dólares anuales libres más premios. Si quieres renovar, hay que partir de esa base”.

Obviamente, al dueño del club NO le dicen (la mayoría de las veces) el nombre del equipo interesado en SU jugador, entonces ¿Cómo saber si realmente existe o están blofeando para buscar una renovación muy ventajosa para el jugador? Obligan al dueño a negociar a ciegas y en desventaja.  

LA NEGOCIACIÓN  

Esta situación si bien NO es ilegal, coloca a los agentes en una situación ideal para sacar mayor provecho en lo personal, incluso sin que el futbolista representado lo sepa. Por supuesto que esto se presta a posibles actos de corrupción, para que el lector entienda mejor la mecánica montemos un escenario simulado en nombres y cifras, pero no en los hechos que efectivamente ocurren según varias fuentes con las que pudimos platicar sobre este modus operandi.

Agente. - “¿Cuanto es lo máximo que estás dispuesto a pagar por renovar a Pedro Pérez por cuatro años?"

Dueño. - “Mi última oferta es un millón de dólares anuales libres de impuestos. 100 mil más por calificar en los cuatro primeros, 250 mil dólares más si es Campeón”   

Agente. - Mira yo puedo hacer un esfuerzo grande y convencer a Pedro Pérez de que te renueve por cuatro años con TUS condiciones, pero necesito que firmemos una cláusula que, en caso de tener una oferta del extranjero, le vas a dar todas las facilidades para que salga, incluso un préstamo con opción de compra, para que así no me diga que no y acepte. Pero mira, esto lo voy a hacer por ti, porque te estimo, si lo convenzo yo voy a perder dinero de la oferta que ya tengo y que voy a desechar para que firme contigo, esa comisión me las vas a tener que pagar tú, es lo justo. Tú mantienes tu activo y en un año yo te lo coloco y lo vendemos, tú recuperas el dinero y el club gana. Es un ganar, ganar.  

Dueño. - ¿De cuánto dinero me estás hablando de tu comisión por fuera?   

Agente. - Te ahorre tres millones, con la venta y el porcentaje de venta futura que hagamos del jugador ustedes pueden ganar cuatro millones más. Yo creo que, si me depositas un millón de dólares en esta cuenta de Bélgica para que no haya problemas, podremos estar cerrando y renovando la próxima semana    

Lo que nos dicen que generalmente ocurre después del cierre del 'negocio', es que un año después resulta que el jugador Pedro Pérez siempre ya NO tiene ninguna oferta del extranjero, y a veces ni siquiera del mercado nacional, pero eso sí, ya tiene asegurado un salario enorme por cuatro años y el agente un millón de dólares en su cuenta bancaria.  

Pensemos ahora que los que negocian NO son los dueños, como es la gran mayoría de las veces en el futbol mexicano, sino un directivo. Es su equipo, pero NO su dinero, todos los precios de los jugadores son subjetivos, no hay tabuladores reales sobre costos reales y eso lo hace poco transparente e invita a la corrupción si no hay ética entre directivo y agentes.   

¿COMISIÓN O SOBORNO? 

De ahí vienen entonces las reparticiones de las comisiones, las cuales se han sofisticado; antes era dinero efectivo o transferido a cuentas bancarias de familiares o prestanombres, ahora muchas comisiones a directivos se pagan a través de entrega de propiedades o bienes, como recientemente se le comprobó a Luis Filipe Vieria, presidente del Benfica, involucrado en sobornos de agentes por la compra de 55 jugadores. En cada compra iba 'aceitado', recibía algo a cambio.  

En muchas ocasiones de estas comisiones el jugador NI se entera o si se entera será muy por encima de los acuerdos reales y tampoco le interesa mucho. A la mayoría de los jugadores lo ÚNICO que les importa, es que el 'billete' que les prometieron esté firmado y asegurado, el cómo se obtuvo no es su tema, ni problema.  

Los dueños y presidentes con quienes hablamos se quejan amargamente de que los agentes están exigiendo cada vez más suculentas comisiones para 'convencer' al jugador de que renueve: “Fantasma, si NO acuerdas esa comisión, lo más seguro es que esperará, buscará equipos, y se lo llevará libre cuando el contrato expire. ¡Es un vil soborno! (me dijo el empresario) ¿Y por qué no denunciarlo? (pregunté de inmediato) “porque tienes que probarlo y eso es muy difícil, porque eso le diría adiós a tu jugador y te quedarías sin el activo, ni dinero”. 

“NO HAY UNIDAD, HAY INTERESES” 

Vino entonces una nueva pregunta: ¿Por qué NO en esas juntas de dueños NO hacen una lista del proceder de ciertos agentes, los exhiben y ponen un freno? (sonriendo y abriendo las manos respondió) “Porque NO somos leales, porque NO nos protegemos ni entre nosotros. Muchos ni interesados en sus equipos, en sus finanzas y sus manejos. Ellos solo asignan un presupuesto anual al equipo y se dedican a sus otros negocios, al club lo manejan terceros y esos terceros como no son dueños, no es su dinero, y negocian con quién sea y cómo sea. Cada quien ve sus por sus intereses y lo que le conviene a él en esos momentos, y ese es el gran problema de nuestro futbol”.

Dejemos atrás la existencia de esas comisiones clandestinas para las renovaciones. Con la terminación de contrato aparecen nuevas oportunidades de suculentos negocios. En la teoría se pensaba esto le daría grandes beneficios también a los equipos ya que podrían llevarse a muchos jugadores libres SIN pagar millonarias transferencias. La teoría se oía muy bonita, la realidad les dijo que NO creyeran en los cuentos de hadas.  

EL MITO DEL JUGADOR 'LIBRE'

Un jugador sin contrato debería ser firmado por su nuevo club luego de acordar su salario, sus premios y un tiempo determinado. Su nuevo club se habría ahorrado el pago de la transferencia, sin embargo, en ese 'ahorro de transferencia' los agentes encontraron un nuevo eslabón para sacar beneficios económicos, pues inventaron el 'BONO POR FIRMAR'. 

¿Qué es el bono por firmar? El pago que exigen los agentes para que el jugador que llega libre firme un contrato multianual con su nuevo equipo. En el estatuto de transferencias de la FIFA, NO aparece la obligación de que el club que firma un jugador libre deba pagar una cantidad o un bono, sin embargo, en la realidad NO es así, o el club paga el bono por firmar o el jugador 'libre' NO firma, así de simple, la coartada es simple: “Pues como ya no pagaste transferencia”.  

Es necesario volver a insistir que el bono por firmar lo exigen y se paga para los jugadores de calidad. Para los jugadores medianos y del montón, ellos sí llegan libres. Con tener un nuevo contrato y algunos premios estipulados es más que suficiente. Para las figuras y sus agentes, es muy diferente.  

NO LLEGAN GRATIS 

Eso que se dice que tal o cual jugador llegó gratis a tal o cual equipo es un mito absoluto. Por ejemplo, NI Gignac, NI Thauvin llegaron gratis a Tigres, se pagó un bono por firmar, que se suma, libre de impuestos al acuerdo salarial y los premios acordados. Los pagos del bono por firmar se acuerdan de manera indistinta o bien se pagan en una o más exhibiciones, o bien el club lo difiere y lo agrega anualmente al salario acordado durante el término del contrato.  

Un colega francés me explico el caso de Florian Thauvin que ahora comparto con ustedes. El precio del jugador galo que llegó a Tigres tiene un costo de 14 millones de euros según el portal transfermarkt.com ¿Entonces por qué el club regió acordó un pago de 25 millones de euros? Porque lo firmo cinco años, de julio del 2021 hasta junio del 2026.  

RENTA, NO PROPIEDAD 

Es decir, el jugador va a recibir esos 25 millones no en una exhibición, sino que los recibirá parcialmente mes con mes durante los cinco años del contrato. El pago y acuerdo nos asegura mi colega francés incluye el bono por firma, su salario y premios libres de impuestos, además de una cláusula que le permitiría firmar con algún equipo europeo.   

¿Cómo funciona eso? Imagina que, en el 2023, Florián Thauvin se va al Milan y se va sin pago de cláusula de rescisión. Tigres habría pagado por tener al francés dos años (del 2021 al 2023) solo 10 millones de euros y ya no los 25 acordados. En otros tiempos, Tigres hubiera tenido que pagar los 14 millones de euros en los que supuestamente cuesta, más el salario y sus premios de los dos años que estuvo con ellos. Claro que hay un ahorro, aunque en esencia NO tenga la propiedad de los derechos federativos. En términos coloquiales hoy los equipos pagan renta a un jugador, no adquieren la propiedad de sus derechos federativos.   

BONO SIN REGULAR 

El llamado 'bono por firmar' como NO está estipulado en el estatuto de transferencias de FIFA tampoco está regulado, así que las ganancias obtenidas en el acuerdo de la firma del bono serán repartidas en acuerdos entre jugador y agente. No hay definido ningún tope de comisión al respecto. 

En los tiempos donde el agente del jugador funcionaba solo como tal, la FIFA estipulaba que podía recibir como máximo el 10 por ciento de comisión del costo de la transferencia. Cuando el máximo organismo les permitió ser además de agentes también intermediarios todo cambio, pueden tener acceso a cualquier porcentaje sin problema, lo que le da ventaja sobre el jugador.  

Supongamos que Romo y su agente hubieran pactado un bono por firmar con Rayados de Monterrey de un millón de dólares. El agente NO solo podría cobrar el 10 por ciento, que le significaría ganar 100 mil dólares, hoy sin que ese bono esté regulado puede significar que pueda cobrar el 50, el 80 o el 20 por ciento.  

¿IGNORANCIA O APATÍA? 

Muchos dirán: "Pinche Fantasma; ¿A poco los jugadores son tan tarugos de no acordar los porcentajes de ganancia en el bono por firmar? Lamentablemente, algunos sí lo son. Muchos solo exigen a su representante: “Yo quiero ganar un millón mensual libre de impuestos, más un millón si soy Campeón y te firmo” y aunque parezca increíble, el resto no les importa. Por eso hay muchos temas que están en el aire y que deben de regularse para proteger a la industria de los graves riesgos que está corriendo. 

De los nuevos modelos de negocio que deben de desarrollar los clubes modestos para no quedar en la ruina y sin sus mejores activos, sobre las posibilidades de un tope salarial, la implementación del Fair Play Financiero en la Liga MX, de la postura de la asociación de jugadores hacia el nuevo modelo, se los platico en otra entrega, porque por hoy se me agotó el espacio. 

"Cuida de los pequeños gastos, un pequeño agujero hunde un barco", Benjamín Franklin.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: CONOCE LAS ALTAS, BAJAS Y RUMORES PARA EL CLAUSURA 2022 DE LA LIGA MX.