opinion.carlos-ponce.una-nueva-narrativa-para-inspirar
Opinión

Carlos Ponce de León

Director de RÉCORD, experto en futbol nacional e internacional. En su columna tendrás un análisis veraz y oportuno.

Una nueva narrativa para inspirar

2020-06-29 | Carlos Ponce de León
Comparte en:

Sobre un ring de box instalado en el Sporting Clube de París, el 2 de julio de 1924, justo antes de que se celebraran los Juegos Olímpicos en la capital francesa, se realizó la primera reunión de la Asociación Internacional de la Prensa Deportiva (AIPS, por sus siglas en inglés), una organización que buscaba conectar a comunicadores del ramo, así como defender y promover la profesión. Casi un siglo después, con 9 mil 500 integrantes de todo el mundo, se celebra en la fecha el ‘Día Internacional del Periodismo Deportivo’. Esta semana, el tema de la cumbre mundial en la conmemoración es el escenario que ha heredado la pandemia, el momento de incertidumbre y cómo lo encara el mundo del deporte.

RÉCORD ha tenido el honor de ser invitado al congreso que tendrá la AIPS, junto a las publicaciones deportivas más reconocidas del planeta, como MARCA, La Gazzetta dello Sport y L’Equipe, para exponer sus perspectivas de los retos que enfrenta el periodismo. Parte de la reflexión que tendré la oportunidad de exponer en el evento, gira en torno a la nueva narrativa que los periodistas requieren adoptar ante las circunstancias que nos ha heredado la problemática por el Covid-19, y quiero compartirte en la columna un extracto.

El formato más útil en la pandemia
Estoy convencido de que hoy debemos abrir mayor espacio a otra manera de contar las historias, poco utilizada en periódicos y espacios de noticias duras, una que construya una idea urgente en el aficionado: que podemos salir de los peores momentos. La fórmula tradicional, que aún es efectiva para alumbrar los lugares que desconoce el ciudadano, que pretende eliminar la incertidumbre, es una mezcla entre noticias, generalmente críticas, que revelan el lado oscuro, con evidencia que lo sustentan. Nos dan cuenta de la realidad de nuestro mundo desde una narrativa ‘negativa’, aunque realista.

La primera respuesta que aparece para cambiar esta narrativa a una ‘positiva’ es una fórmula que nos entrega de primera instancia resultados ilusos: soñar con un mejor futuro, pero ignorar o subestimar la evidencia que se contrapone a ese ideal, nos entrega contenidos absurdos, inservibles.

Necesitamos una renovada fórmula para construir narrativas más adecuadas durante esta contingencia, una que se sitúe justo a la mitad, tomando lo mejor de ambas y agregando un factor necesario en esta época: encontrar un propósito transformador, un factor que genere un cambio en nuestros lectores, inspirador.

Así, identificando un motivo de cambio, agregamos el entendimiento profundo de los obstáculos más la evidencia que sustente que estos obstáculos se pueden resolver, para tener una narrativa que mejore la vigente, que inspire a nuestros lectores, sin despegar los pies del piso, a enfrentar los problemas actuales.

El periodismo deportivo se ha desempeñado desde su origen en un terreno que recurrentemente nubla la lógica y el criterio del aficionado, estamos en la industria de las pasiones, en la que se exaltan los sentimientos. Pues toca aprovechar ese escaparate que nos ha convertido relevante ante los ciudadanos para demostrarles que ‘sí se puede’ atravesar esta pandemia, que hay luz a través del túnel, sin dejar de advertir de las amenazas, contando cómo lo han logrado los héroes y protagonistas del ecosistema deportivo.

No sólo es necesario para quienes nos leen, sino que al medio y al periodista los posicionará de nuevo en el lugar del que se ha dudado, especialmente desde la óptica de una aficionado que se siente herido cuando se descubre algo negativo de su equipo o del atleta que cree que puede ser ‘algo personal’ en su contra destapar alguna de sus duras verdades: que el periodismo deportivo ayuda a encontrar respuestas que la sociedad busca, especialmente en momentos tan complicados como el que atravesamos.

Pumas y la dura nueva realidad
La reflexión me remitió de inmediato a lo que ha sucedido con Pumas durante la contingencia: es uno de los clubes que más sufre en términos económicos, sin enfocarse en mantener un equipo competitivo o que aspire al título, sino en un escenario peor: que no se derrumbe o se hunda en la mediocridad. RÉCORD ha relatado como pocos lo que sucede al interior del Club Universidad. La narrativa dura, la de la realidad no deseada, que en la perspectiva del aficionados se torna ‘negativa’.

Todo ha sido como se publicó: salida de jugadores por falta de poder para pagarles, negociaciones al interior para rebajar sueldos y ausencia de capacidad para contratar al portero que tanto desean. A la dificultad de traer a Campaña se suma hoy la de Talavera, la otra opción.

Hay medios y periodistas que cayeron en la otra narrativa: la de la ilusión. Primero aseguraron que llegaba Sebastián Sosa sin tener evidencia sólida, basados en lo que el club les filtró sin investigar más allá. Después aseguraron que era Campaña. Hoy ponen a Talavera sin chistar. Esa no es la fórmula adecuada.

Así, llegamos a la opción más adecuada: cómo superará Pumas los grandes retos de esta contingencia, cómo le hará para mantener un equipo sólido, cuáles serán las respuestas. Esa es la narrativa que necesitamos en los medios de comunicación: darle al aficionado muestras de que del peor de los escenarios se puede salir.

Un gran problema que existe en torno al Club Universidad es la falta de claridad, de información, de elementos para contar la realidad; el departamento de comunicación de Pumas se cierra a piedra y lodo y comunica muy poco a los medios de la fuente.

Sin embargo confío que lograremos encontrar más contenido valiéndonos de nuestros recursos para poder contar a los aficionados de Pumas, así como los de otros equipos, cómo están superando este momento tan complicado.

RÉCORD retoma el camino en papel
Te cuento por último una estupenda respuesta que hemos encontrado en RÉCORD para encarar los obstáculos de esta contingencia: después de hacer una larga pausa, volvemos al papel. Esta semana regresará el periódico a tu voceador para seguir el camino de nuestro diario, de nuevo en tus manos, de nuevo en el formato que ha hecho una forma única para estar en contacto contigo. Estamos orgullosos de poder hacerlo. Confiamos en recuperar tu preferencia.

SE TENÍA QUE DECIR...
La permanencia de Renato Ibarra con el América tiene hoy un punto de definición, pues después de la disculpa y el análisis de la reacción pública, el alto mando de Televisa, es decir, Azcárraga y Balcárcel, se reunirá con la directiva, con Baños y Herrera, para definir si siguen a la espera de una poco probable compra del ecuatoriano, o de una vez deciden si lo integran por completo o lo cortan ya, aunque tenga contrato. Defender valores universales o apegarse a la oportunidad que les da la ley. ¿Tú qué harías?
...Y SE DIJO.