opinion.el-francotirador.algunos-directivos-del-ascenso-no-quieren-finiquitar-a-sus-jugadores
Opinión

Francotirador

Nadie como El Francotirador. Cual superhéroe, guarda celosamente su identidad para obtener la información que nadie se atreve a contar.

Algunos directivos del Ascenso no quieren finiquitar a sus jugadores

2020-04-16 | El Francotirador
Comparte en:

Después de que se han enterado por los medios de comunicación, especialmente en este diario en el que escribe su seguro servidor, al fin apareció la Asociación de Futbolistas para quejarse con la presidencia del Ascenso MX por los jugadores mayores de 23 años que temen perder su empleo.

Bonilla los recibió con un: “A mí no me digan, díganle a los dueños, que ya votaron”, para establecer el rumbo de la conferencia. Aunque después don Enrique escuchó todas las propuestas de los jugadores, la realidad es que la presidencia del torneo no decide qué pasará con el certamen, sino que es votación de los dueños. Eso que no se les olvide.

Tampoco vayan a echar esto en saco roto, estimados futbolistas: recuerden que la Liga MX dará un bono de 60 millones de pesos a repartir entre los 12 clubes para finiquitar los compromisos del torneo y encarar la transformación del Ascenso a Liga de Talentos o de Expansión. Así que los equipos tendrán para pagarles lo acordado, nada de que a ‘Chuchita la bolsearon’ y ya no me alcanza.

Y es que ya me enteré de que empezaron algunos directivos muy vivos en el Ascenso a comunicar a sus jugadores que se acabaron los pagos, siendo que deben ser los primeros en cumplir y saldar el contrato pactado, aunque no se juegue el torneo. Ya tengo casos, voy a terminar de documentar para exhibir a los pillos que se aprovechen de esta situación para dejar a familias sin su sustento.

Eso sí, hay otros equipos que están comprometidos con los futbolistas, cuerpo técnico, personal administrativo, de mantenimiento, médico y demás, para pagar todas las quincenas que habían pactado a pesar de que no se culmine el torneo, y al menos de una vez pongo dos ejemplos que lo están haciendo: Mineros de Zacatecas y Toros de Celaya. Bien ahí.

Piden protesta virtual

Pues como no hay futbol y los jugadores mayores de 23 años están muy calientes por lo que viene, en la búsqueda de hacer una protesta ruidosa contra el cambio de formato en el Ascenso, se les ocurrió pedir a futbolistas de arriba que hagan paro: que en los partidos de la eLiga MX se queden sin jugar durante un minuto, como cuando se quejaron de la falta de pagos en Veracruz, pero ahora virtual.

Como lo leen. Han solicitado a jugadores del Máximo Circuito apoyar y parar durante los juegos que con sangre, sudor y lágrimas, la Liga MX y las televisoras se armaron para pasar contenidos durante la cuarentena. ¿Se imaginan? Ojalá que no pongan a jugar a Gignac, o acaba en goleada.

Celaya no va, por ahora

Tengo que aclarar un tema que publiqué el martes: La familia Achar, dueña del Celaya, no tiene ninguna relación en Cafetaleros de Chiapas. La única liga es que Gabriel Orantes, hermano de uno de los dueños del club de Tuxtla Gutiérrez, trabaja con los Toros como director deportivo, así que aclarado el tema: Celaya es uno y Cafetaleros otro. Y de una vez les adelanto, aunque el equipo que encabeza Alan Achar es de los más sólidos y cumplidos en el Ascenso, ya es casi imposible que lo veamos el siguiente torneo en Liga MX y todo por la contingencia que ha generado el nuevo coronavirus. Lástima.

Era el otro Riestra

Tengo que corregir un error grave en la columna anterior: no fue Íñigo Riestra quien estuvo apoyando la postura de cancelar el Ascenso y dar paso a la Liga de Desarrollo en la reunión con los dueños, sino su hermano, José Riestra, director de futbol de Grupo Orlegi, y quien habló a nombre de Tampico Madero para convencer a los demás dueños de votar por cancelar el torneo y dar paso a la Liga de Talentos.

De salida...

Ya nada mas les dejo esta a los Chivahermanos, que está a punto de hacerse oficial que tendrán nuevo jefe de comunicación en el Rebaño. Como no hay más espacio, amplío en la siguiente columna. ¡Saludos!