empelotados.jair-pereira-ex-de-chivas-confeso-su-paso-por-prision-revendi-boletos-y-me-fui-preso

Jair Pereira, ex de Chivas, confesó su paso por prisión: “Revendí boletos y me fui preso”

Jair Pereira, ex de Chivas, confesó su paso por prisión: “Revendí boletos y me fui preso”
Jair Pereira, ex de Chivas | IMAGO7
El multicampeón del futbol mexicano tuvo problemas con la ley por revender boletos
fvillalobos
Comparte en:

Jair Pereira, defensor mexicano que brilló con Chivas y Cruz Azul, confesó uno de los episodios más complicados en su carrera como futbolista, pues en entrevista con Yosgart Gutiérrez para el podcast ‘El Re Portero’, Pereira reveló que fue detenido por revender boletos cuando daba sus primeros pasos en el balompié nacional.

En la entrevista Jair relata cómo fueron sus inicios en las fuerzas básicas del Atlante, donde debido a necesidades económicas revendía boletos a las afueras del Estadio Azteca para poder tener un ingreso extra, pero fue detenido por la policía pues esta actividad es un acto ilegal, pero el exfutbolista mexicano recuerda este suceso entre risas, pues forma parte de su formación personal y profesional.

Jair Pereira ganó todos los titulos posibles con Chivas

“Yo traía 10 boletos y ya había vendido 5, ya había ganado mis 750 pesos, era un partido vs Cruz Azu esos sin se iban a vender, pero me agarraron y me treparon atrás de la camioneta (de la policía), era pagar una multa de 3 mil 800 pesos o 36 horas, me avente 36 horas en el tambillo”, declaró Jair Pereira.

Cabe señalar que estos boletos los gracias a jugadore del primer equipo del Atlantes que se los regalaban a los jóvenes de las categorías menores y estrellas de la talla de Federico Vilar, le llegó a obsequiar las entradas que posteriormente él vendía.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: CELIA LORA REVELA QUE UN FUTBOLISTA CAMPEÓN DEL MUNDO LE TIRA LA ONDA

Pereira quien es originario del estado de Morelos, también relata lo mal que pasó ese tiempo encerrado y lo complicado que fue salir de ahí, pues cuando cumplió las horas y fue puesto en libertad, no tenía dinero para regresar a su cada, por lo que tuvo que a sus 16 años tuvo que pedir dinero en la calle para volver a su hogar.

Pereira contando su historia