piojo-ya-ponte-el-cubrebocas
Opinión

Alejandro Molina Bortoni

Experto en psicología y desarrollo humano que trabajó con la Selección Mexicana durante el proceso de Ricardo La Volpe. Molina llevará los lectores todo lo relacionado a la psicología y el deporte.

Piojo, ya ponte el cubrebocas

2020-07-30 | ALEJANDRO MOLINA
Comparte en:

Nuevamente, el Piojo ha sido noticia por quitarse el cubrebocas para gritar en el encuentro pasado del América. No tengo ningún tema personal con él. Tomaré esta situación como un excelente pretexto para tratar de entrar a la psicología de las personas que simplemente no se ponen el cubrebocas en un momento crítico como este para vencer a la pandemia.

¿Por qué nos rebelamos a ponernos el cubrebocas? Cuando me toca salir de casa para hacer las compras básicas para la familia y veo a una persona que no se cuida y puedo dialogar con ella, le pregunto: ¿Por qué no se cuida con el cubrebocas? Las respuestas me parecen insólitas.

"Ya me cansé". "No puedo respirar muy bien". "Porque no creo en el coronavirus".

"Porque ya me vale". "Porque soy como el Piojo". "Porque ni el presidente se lo pone".

Son varios puntos sobre los que podemos profundizar detrás de estas explicaciones. El primer aspecto es inconsciencia e ignorancia, que se refiere a los que no entienden qué es un virus y cómo se propaga. El segundo es cansancio físico y mental, que abarca a los que están hartos de la situación y simplemente están perdiendo la perspectiva, porque esto llegó para quedarse por mucho tiempo más. Tenemos que aprender que, a partir de ahora, será un modo de vida. El tercero son los rebeldes sin causa, que simplemente quieren llevar la contraria. El problema está más relacionado con su ego. Hasta que el coronavirus les dé una lección de humildad lo aprenderán.

El cuarto punto se refiere a aquellos a los que les falta un ejemplo de sus líderes, como el Piojo y el Presidente, razón por la que es importante la congruencia de los líderes al ser ejemplo con los protocolos establecidos.

Vuelvo a exhortar que la disminución del impacto del virus está relacionada con un esfuerzo comunitario. Los países que han salido adelante, por las buenas o por las malas, han hecho con contundencia el aislamiento y el uso de cubrebocas.

En México, aún no existen las multas ni la represión en esta materia. Tenemos que hacerlo por convicción, por ello es que dedico la columna a las personas que no están en este enfoque de equipo, de apoyo social y contribución comunitaria. El tema no es por ti, es por todos.

Piojo, sé que has pedido que te dejen de joder con este tema, tal vez no notes la trascendencia de tu liderazgo. Sé que en la cancha requieres chiflar y gritar. Sin embargo, espero que puedas ser un ejemplo en esta situación, recapacitando y siendo un líder que dé un ejemplo a seguir, usando en todo momento el cubrebocas y promoviéndolo en los demás.

“Revitalízate, vuelve a la esencia de lo que te da el éxito”.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: EL VASCO DEMOSTRÓ VALENTÍA