tmf.nfl.buccaneers.buccaneers-a-un-triunfo-de-ser-el-primer-equipo-en-jugar-un-super-bowl-en-su-estadio

Buccaneers, a un triunfo de ser el primer equipo en jugar un Super Bowl en su estadio

Brady se muestra feliz tras superar a los Saints en la Ronda Divisional
Brady se muestra feliz tras superar a los Saints en la Ronda Divisional | AP
Tampa Bay haría historia en la NFL si logra salir victorioso de Lambeau Field en el duelo por el título de la NFC contra Green Bay
2021-01-18 | MARTÍN AVILES
Comparte en:

Con la mira puesta fijamente en el tesoro y el timón sujetado con firmeza, el capitán Tom Brady habrá navegado el barco bucanero por poco más de cinco mil kilómetros entre los océanos de los Playoffs de la Conferencia Nacional. Luego de sus triunfos a domicilio ante Washington Football Team y los Saints, ahora intentará hacer ondear la bandera pirata en lo más alto del Lambeau Field para garantizar un épico regreso a casa y convertir a los Buccaneers en el primer equipo en la historia de la NFL en disputar el Super Bowl en su propio estadio.

Cuando la NFL tomó la decisión en mayo de 2017 de cambiar la sede del Super Bowl LV a Tampa Bay, cuando estaba originalmente programado para jugarse en Los Ángeles, debido a las demoras en la construcción del SoFi Stadium, ni el más optimista aficionado de los Bucs hubiera vaticinado que previo al 7 de febrero de 2021, su equipo estaría a un triunfo de disputar en casa el gran juego para convertirse en el primer equipo en lograrlo. Mucho menos que Brady estaría al mando de su ofensiva con 43 años de edad. 

Pero las vueltas de la vida tienen al equipo de Tampa Bay muy cerca de conseguir el ansiado boleto de regreso a casa para disputar el Super Bowl, algo que ninguna de las 32 franquicias ha logrado y que solo seis equipos estuvieron remotamente cerca de conseguirlo, pues únicamente los Dolphins de 1994 y 1998, así como los propios Bucs en el 2000, Cardinals en 2014, Texans de 2016 y Vikings en 2017, lograron clasificar a Playoffs en el año en que se disputaría el Súper Domingo en su propio estadio.

Rodgers corre feliz en Lambeau Field

El viaje en estos Playoffs para Buccaneers comenzó en Landover, Maryland, mil 652 kilómetros de Tampa, para luego viajar mil 62 kilómetros a Nueva Orleans, Louisiana. Ahora, después de derrotar a los Saints en la Ronda Divisional en el Superdome, los Buccaneers harán su viaje más largo en esta Postemporada rumbo a Green Bay, a unos dos mil 348 kilómetros, para enfrentarse a los Packers en el Juego de Campeonato de la NFC. 

El objetivo final es ganar un lugar en el Super Bowl LV y buscar el segundo título de liga en la historia de la franquicia, pero en el proceso, los Buccaneers podrían convertirse en el primer equipo en jugar un Super Bowl en su campo local, el Raymond James Stadium, algo que si bien, no tiene antecedentes, se debe en gran medida a que la NFL suele buscar climas menos extremos al disputarse en el invierno, lo que ha perjudicado a los equipos del norte.

Brady es el líder de todos los tiempos de la liga en pases de touchdown en temporada regular con 581, con Rodgers en el séptimo lugar de esa lista gracias a sus 412. El índice de pasador de por vida de Rodgers de 103.9, el tercero en la historia de la liga, pero Brady posee prácticamente todos los récords de pases de Postemporada y, por supuesto, es el único jugador en ganar seis campeonatos del Super Bowl, incluidos cuatro en los que fue nombrado MVP del juego. Rodgers también tiene un anillo de Super Bowl y un trofeo de MVP del Super Bowl. 

Entre ellos, Brady con tres y Rodgers con dos, se han combinado para ganar cinco de los últimos 13 premios MVP de la NFL, en espera de que Rodgers agregue su tercero en 2020. Por lo que se tratará de un choque de colosos en la tundra del Lambeau Field, último gran reto en el trayecto del barco pirata en busca de ampliar así, un poco más la leyenda de ‘The Goat’ y volver por la puerta grande al Raymond Jones, que mientras tanto alista detalles para albergar por tercera vez el Super Bowl en su cancha.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: GRONKOWSKI AFIRMÓ QUE DESEA SEGUIR CON TAMPA BAY EL PRÓXIMO AÑO.