futbol.futbol_internacional.internacionales.borussia-dortmund-doblete-de-haaland-no-pudo-evitar-la

Borussia Dortmund: Doblete de Haaland no pudo evitar la derrota contra Borussia Mönchengladbach

Jugadores de Borussia Dortmund tras la derrota
Jugadores de Borussia Dortmund tras la derrota | AP
Los de negro y amarillo cayeron 4-2 y quedaron por ahora fuera de los puestos de Champions en la Bundesliga
2021-01-22 | EFE
Comparte en:

El Borussia Mönchengladbach derrotó este viernes por 4-2 al Borussia Dortmund, lo desplazó de los puestos que dan acceso a la Champions y ahondó la crisis de resultados del rival del Sevilla en Octavos de Final de la máxima competición de clubes europea.

Al Dortmund le pasó factura ante todo su debilidad defensiva en las situaciones con balón parado, que propiciaron tres de los cuatro goles del Gladbach

El partido se calentó prácticamente desde la primera jugada. No había pasado ni siquiera el primer minuto de juego cuando Florian Neuhaus remató con la zurda y barió a Roman Bürki, lo que desató celebraciones del Gladbach y protestas del Dortmund, que reclamó falta de Jonas Hoffmann contra Jude Bellingham.

La carga, con la que Hoffmann había ganado la pelota en el borde del área, había sido por lo menos en el límite de reglamento, pero a pocos metros del árbitro Manuel Gräfe.

El VAR intervino, Gräfe revisó la jugada durante casi dos minutos en el monitor y optó por anular el gol. Las protestas entonces fueron del Gladbach, que, pese a todo, siguió llevando la iniciativa.

En el minuto 7, Búrki desvió a córner un remate de Hoffmann desde fuera del área y en el 11 Nico Elvedi abrió el marcador al rematar de cabeza una falta lanzada por Hoffmann.

Hasta ese momento, el Gladbach había tenido encerrado al Dortmund, que, sin embargo, mostró una buena reacción al verse con desventaja, se apropió de la pelota y empezó a jugar con más frecuencia en la mitad contraria.

Su primera llegada clara, en el minuto 22, representó el empate. La jugada se inició con una recuperación de pelota de Bellingham en la mitad de la cancha, el balón llegó a Raphael Guerreiro, que jugó con Jadon Sancho para que éste le metiera un buen pase a Erling Haaland, que marcó desde un ángulo difícil.

El partido había cambiado y era el Dortmund el equipo que llevaba la iniciativa y ponía el futbol. En el minuto 26 casi llega el segundo tras un saque de esquina en el que se generó una doble ocasión, primero con un remate de Manuel Akanji que paró Yann Sommer y luego con otro de Emre Can ante el que Lars Stindl desvió de cabeza contra un poste sobre la raya de gol.

En el minuto 28 apareció de nuevo Haaland y marcó el segundo. Otra vez el pase había llegado de Sancho y otra vez la jugada se había iniciado con una recuperación de pelota de Bellingham.

La ventaja del Dortmund no duró mucho. En el minuto 32 Elvedi empató, aprovechando un rebote después de una falta lanzada por Stindl que Bürki había parado a medias.

El festejo de uno de los goles del Gladbach

Antes de que terminara el primer tiempo el Dortmund tuvo dos ocasiones más. Primero con un remate de cabeza de Mats Hummels, que Sommer desvió a saque de esquina, y luego en los pies de Sancho, que remató desviado en un contragolpe.

Por el Gladbach, en el minuto 44, Neuhaus había rematado desviado desde la frontal.

Pese a que el Dortmund mostraba ligera ventaja en todos los terrenos, fue el Gladbach el que volvió a ponerse con ventaja al comienzo de la segunda parte, con un remate con la pierna derecha del lateral izquierdo Rani Bensebaini en el minuto 49.

Alasane Plea tuvo en sus pies el cuarto en un contragolpe en el minuto 53, pero falló en el remate final.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: FERNANDO HIERRO SOBRE ZIDANE: 'LO QUE HA HECHO NO SE CUESTIONA, ENCAJA MUY BIEN EN EL MADRID'

El Dortmund tuvo después una fase de presión y en el minuto 75 estuvo cerca del empate cuando Sommer paró un disparo a quemarropa de Guerreiro, pero poco después, en el 77, se estrelló una vez más con su debilidad defensiva en las situaciones a balón parado, cuando Patrick Thuram marcó el cuarto para el Gladbach de cabeza en un córner.