a-quien-representas
Opinión

Alejandro Molina Bortoni

Experto en psicología y desarrollo humano que trabajó con la Selección Mexicana durante el proceso de Ricardo La Volpe. Molina llevará los lectores todo lo relacionado a la psicología y el deporte.

¿A quién representas?

2021-02-04 | ALEJANDRO MOLINA
Comparte en:

Desafortunadas fueron las declaraciones de dos jugadores argentinos de Tigres con respecto a su participación en Qatar. Guido Pizarro declaró que sólo representarán a su afición, una región y al club en la competencia mundialista, mas no al país. Por su parte, Nahuel Guzmán hizo lo propio: “Esto es un Mundial de Clubes, vamos a representar solamente a Tigres y no vamos a representar a nadie más que se quiera colgar de nuestras tetas”.

La empresa dueña de Tigres ya les enmendó la plana declarando: “¡Representando a México! ¡Vamos Tigres!”.

Reflexionemos sobre lo que implica nuestra representación en los foros en que participamos o de los grupos a que pertenecemos. Un ejemplo es lo que ocurre cuando vemos a algunos mexicanos haciendo desmanes con la playera del Tricolor, que de alguna forma nos representan como grupo social y que nos dan vergüenza. ¿Realmente nos están representando? Pues, nos guste o no, a ojos de otros, probablemente así sea. Algunos, evidentemente, quieren desmarcarse de grupos o gremios a los que han pertenecido por defender una identidad, una creencia o algún valor. Totalmente válido y lógico. A la inversa, hay grupos que aclaran, ante el comportamiento inadecuado de uno de sus miembros, que no son representación de ellos.

Estimados lectores, les hago algunas preguntas para su reflexión: ¿Estás orgulloso de representar a la empresa en que laboras? ¿Te da orgullo decir que eres mexicano cuando visitas otro país? ¿Te gusta representar a tu familia en sus valores y tradiciones? Me parece que el sentido de pertenencia es una fuente de compromiso y apego a ciertos principios y objetivos. El orgullo de representar a alguien hace que el logro trascienda el logro y genera un sentido de comunidad.

Cuando un éxito personal se comparte y se le da crédito con otros, se convierte en una manifestación de gratitud por lo que otros han aportado en nuestro desarrollo.

Yo sí estoy agradecido y orgulloso de la familia de la que forma parte, de la empresa en que trabajo y de ser mexicano. También estoy orgulloso de escribir para RÉCORD. Tigres, déjense de cosas y traigan esa copa a México.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: BRADY, MULTIPLICADOR DE TALENTO