opinion.blog.christian-martinoli.la-pera-y-el-olmo
Opinión

Christian Martinoli

Uno de los mejores cronistas deportivos en México, trabaja para TV Azteca y ha colaborado con RÉCORD desde 2010.

La pera y el olmo

2021-02-25 | CHRISTIAN MARTINOLI
Comparte en:

Si sólo se tratara de tiempo, pues eso por el momento sobra; sin embargo, lo de Chivas y Pumas va más allá de saber que existen todavía varias fechas como para pensar en mejorar y ser protagonista de un certamen desabrido que le abre la puerta a cualquiera que se anime a entrar.

Pumas venía gestando un milagro tras otro hasta ser finalista contra todo pronóstico. Eso tardó, pero pasó, desde el año pasado no tenía un equipo frondoso como para competir; no obstante, sorprendió a la mayoría y logró cosas impensadas, ahora la realidad se les cae de madura con un plantel aún más corto que el anterior y aunque Lillini dio frutos tampoco es mago y Universidad estiró demasiado la liga.

Con la salida de Carlos González y la lesión de Juan Ignacio Dinenno, los del Pedregal no tienen gol, literal, sólo marcaron tres en la victoria sobre Mazatlán FC y llevan seis juegos en la temporada sin festejar nuevamente siquiera una anotación. Así no se puede ir a ningún lado. Para colmo, el que metió Vigón en Toluca, le rebuscaron cualquier cosa en el VAR y lo echaron para atrás. Todo mal.

Lo de Chivas en estadísticas es poco menos alarmante que los de la UNAM, porque al final siete puntos en la tabla son más que cinco y 10 goles son más que los tres de los Pumas, el asunto donde no cuadra es que Chivas cada semestre de una u otra manera, a diferencia del equipo universitario, se refuerza y a pesar de eso y de la tan mentada cifra de más de 40 millones de dólares gastada hace poco más de un año en refuerzos, los dividendos de costo-beneficio son verdaderamente alarmantes.

Se pensó que con todo y los escándalos fuera del campo que protagonizaron elementos del Rebaño la campaña pasada, pudieron calificar. Pues ahora con aparentemente mano más dura y un vestidor ligeramente saneado Vucetich llevaría las cosas de mejor manera, sus dirigidos siguen sin dejar prueba contundente y continua de crecimiento. Una solo victoria en siete juegos para el quinto plantel con mayor valor económico del balompié mexicano, sinceramente es bochornoso.  

Vucetich ya le mueve poco al equipo y solo que le cuesta utilizar juntos en una misma alineación a Antuna y Vega, entonces por el momento los alterna. Del otro lado Lillini, no tiene ni para dónde arrimarse. 

Los positivos dirán que Chivas después de caer contra Juárez acumula una victoria y dos empates pero de todas formas no les alcanza para rasguñar lugar de reclaficación. Mientras que la gente de Pumas está ligeramente ilusionada con el paulatino regreso de Dinenno, pensando en salir del penúltimo lugar de la tabla con sus goles. 

El domingo se enfrentan más con el morbo de ver qué equipo anda peor que por la Ilusión de esperar un choque entretenido.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: EL FUEGO DEL LEÓN