cruz-azul-rotaciones-de-reynoso-la-clave-que-podria-llevar-a-la-maquina-a

Cruz Azul: Rotaciones de Reynoso, la clave que podría llevar a La Máquina a romper la sequía

Juan Reynoso en victoria ante Pachuca
Juan Reynoso en victoria ante Pachuca | IMAGO7
El estratega peruano ha optado por mover sus piezas para evitar bajones de nivel
2021-05-25 | ALBERTO BERNARD
Comparte en:

Son 25 juegos de Juan Reynoso dirigiendo a Cruz Azul, 21 de Liga MX y cuatro de Concacaf. 23 Alineaciones diferentes, solo en dos ocasiones ha repetido alineación en las fechas 4 y 5 ante Querétaro y Necaxa, además de las jornadas 10 y 11 contra Pumas y Monterrey. Actualmente son 14 partidos sin repetir once titular de la Máquina entre el cierre del torneo y la Fase Final.

Los números son dignos de análisis, el técnico peruano ha utilizado a 23 jugadores en la Concacaf y 21 en el torneo local.

¿Cual es el motivo para realizar tantos cambios, serán las lesiones, las bajas de juego, los llamados a Selección Mexicana?

Los allegados al entrenador hablan de que Reynoso no quiere que nadie se sienta cómodo. Juan Máximo prefiere modificar si algún jugador baja la intensidad en un entrenamiento en lugar de darle tiempo, este ha hecho que nadie se sienta titular.

Inició el torneo con el referente defensivo Pablo Aguilar en la banca, la lesión de Aldrete lo obligó a poner al chico Jiménez y después a Rivero. Sentó a Corona para darle minutos a Jurado, incluso a Gudiño le dio oportunidad en la Concacaf. Baca ha sido suplente, Romo sale de cambio, Orbelín tocó banca, Cabecita por indisciplina no fue tomado en cuenta, el Piojo perdió la titularidad después del Preolímpico, incluso Escobar se sentó en la banca en la Liguilla.

Juan Reynoso en victoria ante Pachuca

El sentimiento puede ser de inestabilidad, de capricho, de nerviosismo e incluso de autoritarismo del entrenador, pero le ha funcionado. En lo individual el nivel es bastante parejo, en lo colectivo el funcionamiento viene de más a menos, al verse afectado por los constantes cambios.

Cinco planteamientos tácticos diferentes: tres con línea de cuatro y dos con tres centrales, aunque este último no le ha funcionado.

En las Semifinales ante Pachuca realizó cuatro cambios de la Ida a la Vuelta, en un claro ejemplo de que esta 'rotación' es por convencimiento y no por necesidad. En los Cuartos de Final ante Toluca, fueron justificados los ajustes por llegar condicionado tras el juego de Ida.

Podríamos señalar al técnico inca de no respetar jerarquías, pero con esto obliga a que nadie baje la guardia.

El planteamiento de cambiar cada semana parece agresivo, pero ha logrado tener a todos al máximo nivel con la advertencia de que, quien baje el nivel, perderá su lugar.

Una logística fuera de lo normal, una metodología poco convencional, pero que justo puede ser lo que necesita Cruz Azul para acabar con la sequía de 23 años sin títulos: hacer cosas fuera de los normal para obtener un resultado diferente a las seis finales anteriores.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: LIGA MX APROBÓ 'REBAJA' EN MULTAS PARA LOS ÚLTIMOS LUGARES DE LA PORCENTUAL